Comisiones Obreras de Castilla-La Mancha | 15 abril 2024.

Conciliar también es cosa de hombres, hay que avanzar en conciliación corresponsable para acabar con las brechas de género

  • Para promover una conciliación de vida laboral y familiar sin perjudicar las oportunidades laborales y de vida de las mujeres, más hombres tienen que intervenir en las actividades de cuidado.

Hoy se ha celebrado la jornada formativa ¿Cómo podemos fomentar la conciliación de los hombres desde las organizaciones? organizada por la Fundación 1º de Mayo, CCOO de Castilla-La Mancha y la UNED, en colaboración con la Secretaría confederal de Mujeres e Igualdad de CCOO.

21/05/2021.
Paco Abril

Paco Abril

Delegados y delegadas del sindicato en Castilla-La Mancha han participado en esta jornada en la que se han compartido técnicas para conciliar y cuidar(se), se ha reflexionado sobre los obstáculos y oportunidades que promueven la corresponsabilidad masculina y se debatido sobre el papel de los sindicatos en la promoción e implicación de los hombres en los cuidados.

 

Al inicio de la misma, Alicia Martínez de la Fundación 1º de Mayo ha explicado que esta se enmarca dentro del proyecto europeo “Men in care” liderado por la UNED con la colaboración de la Fundación 1º de Mayo y su objetivo es el fomento de la participación masculina en los cuidados desde las empresas y las administraciones públicas. Este proyecto ha permitido detectar los factores que dentro de los centros de trabajo promueven u obstaculizan la conciliación corresponsable de los hombres.

 

Por su parte, Rosario Martínez, secretaria regional de Mujeres e Igualdad de CCOO CLM, ha hecho hincapié en la necesidad de que mujeres y hombres compartamos las tareas de cuidados para acabar con las brechas salariales y de género. Estas tareas de manera mayoritaria son asumidas por las mujeres, que dedican el doble de horas a tareas de cuidados y del hogar. Las mujeres dedican una media de 4,5-5 horas diarias a estas tareas, mientras los hombres unas 2 horas.

 

Según los datos estadísticos, los varones sin hijos/as trabajan de media 37 horas semanales, mientras que esta cifra se incrementa hasta las 42 horas cuando tienen descendencia. Por su parte, las mujeres dedican al trabajo remunerado 36 horas semanales, las cuales se reducen a 33 cuando son madres. Son estas quienes de manera mayoritaria hacen uso de las reducciones de jornada y excedencias para el cuidado de hijos/as.

 

La conciliación y la corresponsabilidad masculina sigue siendo una “asignatura pendiente” para que podamos avanzar en igualdad, ha dicho la secretaria regional de Mujeres e Igualdad de CCOO CLM.

 

Por otro lado, Paco Abril, investigador y profesor de la Universidad de Girona, ha centrado su intervención en la forma de fomentar la conciliación de los hombres desde las organizaciones, así como en la conciliación corresponsable en la negociación colectiva.

 

Abril ha señalado que los hombres utilizan aquellas medidas de conciliación que no disminuyen sus ingresos, como los permisos de paternidad totalmente pagados, o bien el trabajo a distancia, el horario flexible o los horarios ajustados, mientras que en el caso de las mujeres las medidas de conciliación sí que afectan a su trabajo y a sus salarios.

 

Para promover una conciliación de vida laboral y familiar sin perjudicar las oportunidades laborales y de vida de las mujeres, más hombres tienen que intervenir en las actividades de cuidado.

 

En estas jornadas se ha remarcado el importante papel que los sindicatos desempeñan en la promoción de la conciliación de la vida laboral y familiar a través de dos instrumentos fundamentales: los planes de igualdad y los convenios colectivos.

 

La conciliación corresponsable es uno de los grandes retos para el sindicato y en esta línea seguimos trabajando para avanzar en la tan necesaria igualdad real y efectiva, para conseguir un modelo laboral y social igualitario y más justo.