CCOO CLM reclama un Pacto de Estado para combatir el despoblamiento del medio rural

    Toledo, 3 de marzo de 2020. CCOO de Castilla-La Mancha considera que el reto demográfico que elimine los desequilibrios territoriales es una cuestión de Estado que ha de situarse en primer lugar en la agenda política, por lo que el sindicato reclama un Pacto de Estado que frene el progresivo despoblamiento del mundo rural.

    03/03/2020.
    Raquel Payo en la Comisión No Permanente de Estudios contra la Despoblación

    Raquel Payo en la Comisión No Permanente de Estudios contra la Despoblación

    Así lo ha manifestado hoy la secretaria regional de Política Institucional y Salud Laboral de CCOO CLM, Raquel Payo, durante su comparecencia en las Cortes regionales en la Comisión no Permanente de Estudio contra la Despoblación en Castilla-La Mancha.

    De los más de 2 millones de personas que viven en CLM, aproximadamente 300.000 habitantes lo hacen en 739 municipios con población inferior a 2.000 habitantes, lo que supone que en el 80% de los municipios tan solo vive el 15% de la población regional.

    El 67% de los municipios de la región tiene una densidad de población inferior a 12,5 habitantes por Km2, ratio que la Unión Europea califica como de riesgo de despoblación. El 58% de los municipios está por debajo de los 8 habitantes por Km2, lo que se considera riesgo severo de despoblación.

    En el último siglo la región aumentó su densidad de población, pero es coincidiendo con la crisis económica y la aplicación de las políticas de ajuste presupuestario cuando se registra el éxodo poblacional.

    “Para frenar la despoblación, el sindicato entiende que las Administraciones Públicas deben facilitar las condiciones para impulsar la actividad económica en el territorio y para garantizar el bienestar de la ciudadanía, asegurando los equipamientos y servicios básicos o complementarios a toda la población sin distinción de su lugar de residencia especialmente en materia educativa, sanitaria, de atención a la dependencia, de transporte o de TIC, con redes y conexiones de calidad, entre otros, situando a las personas en el centro”, ha afirmado Payo.

    Castilla-La Mancha es una región eminentemente rural donde el 19% de la población tiene 65 años o más, superando el 23% en el caso de la provincia de Cuenca, según datos del “Observatorio Social de las Personas Mayores” elaborado por CCOO, por la Federación estatal de Pensionistas y Jubilados, en colaboración con la Fundación 1º de Mayo. Uno de cada 5 habitantes es mayor de 65 años y por tanto es un importante reto de la sociedad asegurar para nuestros mayores unas condiciones materiales y de vida adecuadas. “Actuar por un envejecimiento activo supone luchar contra la despoblación del mundo rural, pues a la vez que se garantizan las condiciones de vida de las personas mayores, se favorece la generación de actividad y empleo, se impulsa la economía plateada y se incorporan personas jóvenes a estas poblaciones”.

    Para CCOO el empleo es primordial para fijar población en el medio rural. “La España menos poblada no está vacía, está llena oportunidades de empleo si se cubren las necesidades que tienen quienes allí viven. Además el mundo rural ofrece muchas potencialidades a través del patrimonio cultural, riqueza natural y los recursos endógenos”, ha remarcado Payo, quien considera fundamental que las políticas activas de empleo se diseñen ajustándose a las necesidades locales e incorporando la perspectiva de género.

    Asimismo, Payo ha puesto en valor el Pacto contra la Despoblación de Castilla-La Mancha que firmamos el pasado viernes en Brihuega, los sindicatos CCOO y UGT, el Gobierno regional, la FEMP, la CECAM y RECAMDER cuyo principal objetivo es la elaboración de la Estrategia Regional frente al Reto Demográfico, que debe establecer medidas en relación al empleo digno y la calidad en las relaciones laborales, la promoción de la actividad económica y el empleo desde la dimensión territorial; el fomento de las infraestructuras para aportar acceso y competitividad a los territorios con desafíos demográficos.

    También la universalización de una cobertura de las TIC; el transporte público local, para garantizar el acceso a los servicios públicos; y la dotación de servicios sociales básicos que permitan el bienestar de las personas y por ende el bienestar de los trabajadores y trabajadoras.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.